domingo, 18 de octubre de 2020

¿Sabía usted que la ingestión del dióxido de cloro es perjudicial para la salud y que no ha mostrado ningún beneficio real frente a la infección por el nuevo coronavirus?

INTRODUCCIÓN

Con la llegada de la nueva década un nuevo virus alertó a todas las autoridades sanitarias y gobiernos mundiales. Era un nuevo patógeno que causaba desde portadores asintomáticos hasta síndrome respiratorio grave con neumonía [1]. Los estudios genéticos mostraron que era del tipo coronavirus, aparentemente originado en un mercado en Wuhan y similar a otros virus que habían afectado al medio y lejano oriente [2]. Con esta nueva preocupación mundial se ha buscado con rapidez una cura o un tratamiento lo suficientemente efectivo como para evitar tanto el agravamiento del cuadro como de la mayor cantidad de fallecimientos posibles. Entre los varios productos que se han considerado en los ámbitos médico y farmacéutico como en el común de las personas es el dióxido de cloro, producto normalmente usado como blanqueador y desinfectante de superficies inertes. Su consumo así sea en bajas cantidades ha sido considerado altamente tóxico, pero muchos lo han creído una solución económica y eficaz para curar la infección por SARS-Cov2, así que vale la pena revisar qué dice la literatura científica con respecto a esta sustancia [3].


¿Qué es dióxido de cloro?


El dióxido de cloro es una sustancia química gaseosa con fórmula ClO2 con aspecto amarillento por encima de los 11°C, lo que significa que a temperatura ambiente tiene estas características fisicoquímicas. Cuando se encuentra en mezcla con el agua no se logra hidrolizar, sino que permanece en solución. Varios de sus riesgos bien conocidos son los relativos a explosión e ignición en contacto con fuego. Normalmente su uso se asocia al de blanqueador, aunque también se usa como desinfectante, en el tratamiento de aguas de piscina, aplicaciones tópicas dentales y limpieza de heridas. Es debido a estos usos que se ha asociado su consumo a alta toxicidad, y dicha información fue confirmada por la FDA en el año 2019, es decir que la recomendación general es la de no ingerirlo bajo ninguna circunstancia [4].

En décadas anteriores se han realizado diferentes estudios que evalúan la toxicidad del dióxido de cloro, existe una investigación en particular del año 1982 en la que afirman que bajo los límites de la investigación una dosis diaria por tres semanas de una solución de 5 partes por millón (ppm) de dióxido de cloro en agua fue relativamente segura debido a que no se presentó un detrimento fisiológico aparente con el uso a corto plazo. Si bien fue un estudio que se desarrolló con los mismos lineamientos para la investigación farmacéutica, vale la pena aclarar que solo participaron 60 individuos masculinos sanos, lo cual nos genera actualmente dudas con respecto a su seguridad en pacientes con un diagnóstico de un virus nuevo del que poca información poseemos sobre sus verdaderas consecuencias físicas. Si bien afirman que dentro de los tiempos de análisis que fueron de tres semanas no hubo daño, no es posible conocer información posterior, es decir no conocemos si la toxicidad a pesar de no haber sido aguda pudo ser crónica o subcrónica [5].

Reacciones adversas

El dióxido de cloro reacciona con el agua para producir ácido cloroso y posteriormente este ácido se disocia en el catión hidrógeno y el anión clorito, así como también reacciona con la humedad de las mucosas. Al ser ingerido se metaboliza a clorito y clorato que causan reacciones adversas que podrían llegar a ser mortales; a continuación, se registran las reacciones adversas más frecuentes reportadas por la FDA, siendo la razón de que no esté autorizado el uso de productos a base de dióxido de cloro por vía oral en ningún tratamiento terapéutico.

● A nivel gastrointestinal: Irritación de la boca, el esófago y el estómago, generando un cuadro digestivo irritativo severo, con la presencia de náuseas, vómito y diarrea.[6]

● A nivel Hematológico: metahemoglobinemia: disminuye de manera considerable la cantidad de oxígeno que se transporta a través del torrente sanguíneo ya que oxida la hemoglobina formando metahemoglobina que no tiene la capacidad de transportar oxígeno en la sangre, lo que puede generar insuficiencia respiratoria. [7] Anemia hemolítica: se genera una rápida destrucción de los glóbulos rojos debido a estrés oxidativo producido principalmente por el clorito, que puede conllevar a un shock anémico [7]

● A nivel cardiovascular: Prolongación del intervalo QT: genera cambios en la actividad eléctrica del corazón lo que conduce a arritmias cardiacas potencialmente mortales.[7] Baja presión arterial mortal causada por deshidratación.[7]

● A nivel hepático: Insuficiencia hepática aguda: desencadenada por una trombosis de la vena hepática, hepatitis isquémica, trombosis de la vena porta o el síndrome de obstrucción de los sinusoides hepáticos, esto, a causa de la deficiencia en el transporte de oxígeno. [7,8]

Ineficacia del dióxido de cloro

El dióxido de cloro no ha sido aprobado por ninguna entidad regulatoria (FDA, EMA, INVIMA) para tratar o prevenir el nuevo coronavirus o alguna otra enfermedad ya que no existe ninguna evidencia científica, documentación o estudio preclínico que compruebe la veracidad de sus propiedades como tratamiento médico ni de su seguridad y eficacia [9], sumado a esto la Organización Panamericana de la Salud no recomienda el consumo oral de sustancias a base de dióxido de cloro ya que su ingestión podría causar efectos adversos graves y no se encuentra actualmente evidencia de su efectividad [10]. El 01 mayo del 2020 el INVIMA emitió una alerta sobre el uso de dióxido de cloro debido a que no cuenta con ningún registro vigente ni aprobación para ensayo clínico en el país [11].

Diversos sitios en internet comercializan “Agua milagrosa” o “Solución mineral milagrosa” como un producto que contiene 28% de clorito de sodio en agua destilada, afirmando que tiene propiedades antimicrobianas, antivirales y antibacterianas, hay que resaltar que este producto no corresponde a un medicamento y no cuenta con autorización sanitaria. [9].

En abril de 2020 la FDA advirtió sobre la comercialización en sitios web de productos fraudulentos con dióxido de cloro para el tratamiento del nuevo coronavirus con publicaciones falsas sobre su eficacia y seguridad, por consiguiente, recomienda a los consumidores abstenerse de adquirir y usar estos productos [9].


MENSAJES CLAVE

● No se recomienda el consumo de productos a base de dióxido de cloro para el tratamiento de pacientes con sospecha o diagnóstico de infección por SARS-Cov2 ni de ninguna otra patología; ya que no hay evidencia científica de su eficacia y seguridad, y por el contrario si existe reporte de las complicaciones fisiológicas que estos productos pueden causar, incluso generar la muerte.

● Se debe tener precaución con personas, tiendas en línea y páginas web que venden o promocionan productos fraudulentos sin evidencia científica supuestamente milagrosos para prevenir o curar el nuevo coronavirus.

● En caso de ser sospechoso o confirmado de SARS-CoV2 no se automedique y ante cualquier pregunta o inquietud comuníquese con su médico, farmacéutico y/o canales oficiales.


CONCLUSIONES

● El tratamiento para la infección por el virus SARS-CoV2 depende de la condición de salud en que se encuentre el paciente, pero hasta el momento en ninguna condición el dióxido de cloro ha sido indicado para la terapia de dicha patología.

● La utilización del dióxido de cloro en la actual pandemia, resulta sumamente perjudicial para el paciente, ya que tiene marcados efectos adversos.

● Es necesario realizar campañas en donde se convenza y a la vez se eduque a la población en que tomar productos no indicados, ni aprobados pueden tener consecuencias negativas para su salud.



REFERENCIAS

[1]. Jasarevic, T., Lindmeier, C., Chaib, F., 2020 - 01 - 30. Statement on the second meeting of the International Health Regulations (2005) Emergency Committee regarding the outbreak of novel coronavirus (2019-nCoV). Tomado de https://www.who.int/news-room/detail/30-01-2020-statement-on-the-second-meeting-of-the-international-health-regulations-(2005)-emergency-committee-regarding-the-outbreak-of-novel-coronavirus-(2019-ncov)

[2]. Sah, R., Rodriguez-Morales, A. J., Jha, R., Chu, D., Gu, H., Peiris, M., Bastola, A., Lal, B. K., Ojha, H. C., Rabaan, A. A., Zambrano, L. I., Costello, A., Morita, K., Pandey, B. D., & Poon, L. (2020). Complete Genome Sequence of a 2019 Novel Coronavirus (SARS-CoV-2) Strain Isolated in Nepal. Microbiology resource announcements, 9(11), e00169-20. https://doi.org/10.1128/MRA.00169-20

[3]. Sjöström, E. (1993). Wood Chemistry: Fundamentals and Applications. Academic Press. ISBN 0-12-647480-X. OCLC 58509724

[4]. Kahn, J., 2019 - 08 - 12. FDA warns consumers about the dangerous and potentially life threating side effects of Miracle Mineral Solution. Tomado de: https://web.archive.org/web/20190814102219/https://www.fda.gov/news-events/press-announcements/fda-warns-consumers-about-dangerous-and-potentially-life-threating-side-effects-miracle-mineral

[5]. Lubbers, J. R., Chauhan, S., & Bianchine, J. R. (1981). Controlled clinical evaluations of chlorine dioxide, chlorite and chlorate in man. Fundamental and applied toxicology : official journal of the Society of Toxicology, 1(4), 334–338. https://doi.org/10.1016/s0272-0590(81)80042-5

[6]. Administración Nacional de Medicamentos, Alimentos y Tecnología Médica. Dióxido de cloro. 2020. Disponible en: https://www.argentina.gob.ar/noticias/dioxido-de-cloro-anmat-recomienda-no-consumir-medicamentos-no-autorizados

[7]. Food and Drug Administration, FDA. Coronavirus. 2020 Disponible en: https://www.fda.gov/news-events/press-announcements/actualizacion-del-coronavirus-covid-19-la-fda-advierte-empresa-que-comercializa-productos-peligrosos

[8]. MANUAL MSD , Versión para profesionales.Insuficiencia Hepática Aguda. [Fecha de consulta: 11 Septiembre 2020] Disponible en: https://www.msdmanuals.com/es/professional/trastornos-hep%C3%A1ticos-y-biliares/aproximaci%C3%B3n-al-paciente-con-hepatopat%C3%ADas/insuficiencia-hep%C3%A1tica-aguda

[9]. Food and Drug Administration, FDA. Coronavirus (COVID-19) Update: FDA Warns Seller Marketing Dangerous Chlorine Dioxide Products that Claim to Treat or Prevent COVID-19. 2020. Disponible en: https://www.fda.gov/news-events/press-announcements/coronavirus-covid-19-update-fda-warns-seller-marketing-dangerous-chlorine-dioxide-products-claim

[10]. The Pan American Health Organization (PAHO). PAHO warns against use of chlorine products as treatments for COVID-19. 2020. Disponible en; https://www.paho.org/en/news/5-8-2020-paho-warns-against-use-chlorine-products-treatments-covid-19

[11]. INVIMA. ALERTA Dióxido de Cloro [Fecha de consulta: 2 Septiembre 2020] Disponible en: https://app.invima.gov.co/alertas/ckfinder/userfiles/files/ALERTAS%20SANITARIAS/medicamentos_pbiologicos/2020/Mayo/Alerta%20No_%20%23081-2020%20-%20Dio%CC%81xido%20de%20Cloro_vff.pdf

 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¿Sabía usted qué… la deprescripción es uno de los pasos más importantes para hacer un uso racional de medicamentos?

Segui @CIMUNCOL Autoras:  Danna Ximena Torres Sanabria y Daniela Villalobos Cuellar Actualmente, nos enfrentamos al envejecimiento paulatin...