martes, 26 de febrero de 2013

Demasiadas píldoras en el embarazo: los riesgos de los medicamentos en el embarazo son frecuentemente subestimados




The New York  Times 25 - 02- 2013

En EE. UU durante los últimos 30 años, el uso de medicamentos en el primer trimestre del embarazo, etápa en la que los órganos fetales estan en plena formación, ha crecido en cerca de un 60%, mientras que el 90% de las embarazadas toma al menos un medicamento, y el 70 % toma al menos un medicamento de venta bajo prescripción médica. Cerca de 1 de cada 10 mujeres toma remedios herbales durante el embarazo.

A pesar de que la  mayoría de medicamentos de uso común son seguros durante el embarazo, la FDA estima que el 10% de los defectos de nacimiento resultan del consumo de medicamentos durante el embarazo. 

La sociedad parece olvidar que los medicamentos de venta libre y bajo prescripción médica (incluyendo los productos naturales) provocan riesgos para la salud. Muchos medicamentos de venta libre no poseen información sobre su seguridad en el embarazo. De los medicamentos aprobados en  EE.UU. del 2000 al 2010, el 79% no tiene datos en humanos sobre su seguridad en el embarazo y el 98% tiene datos inadecuados para caracterizar este riesgo. En cuanto a los medicamentos y suplementos herbales, virtualmente ninguno ha demostrado ser seguro en el embarazo.

Información inadecuada en internet

Esta problemática se acentúa debido a que cada vez más el público busca información sobre sus medicamentos en internet.  Un estudio reciente mostró que el 25% de los sitios que mostraban listas de medicamentos seguros en el embarazo, brindaban información no confiable.  Además de suministrar información contradictoria, menos de la mitad de los sitios aconsejaban tomar los medicamentos sólo cuando fuera necesario, y sólo una fracción más pequeña aconsejó consultar a su médico antes de comenzar o detener un tratamiento. 

Algunos médicos también están poco informados sobre los efectos de los medicamentos en el embarazo.  Aunque algunas veces es mejor que la mujer embarazada continúe con su tratamiento, generalmente existen alternativas más seguras o es posible reducir el número de medicamentos que ella consume. 

Las mujeres embarazadas o que quieren quedar embarazadas, deben hablar con su médico o farmacéutico directamente antes de consumir cualquier medicamento, suplemento o producto natural.

La organización de información de expertos en teratología (OTIS) brinda información confiable y regularmente actualizada sobre la seguridad de los medicamentos en el embarazo que puede ser consultada por los profesionales de la salud. http://www.otispregnancy.org/otis-fact-sheets-s13037






No hay comentarios:

Publicar un comentario